Amor no es sólo una palabra bonita

Él dice “Yo te quiero, tú me importas” y la abraza.
Ella calla. Quiere creerle pero no le pasa…. Ella sólo ve que no hay acciones que secunden esas palabras, y por eso esas palabras se sienten vacías.

Él se ampara en miedos, miedos legendarios, miedos que ella entiende y justificó siempre, miedos que han sido una carga para él… y para ella. Carga que está haciendo mella en todo…

Carga que él podría eliminar con ciertas acciones, concretas y viables, pero él sólo dice y repite que la quiere tanto, que le importa tanto, y ella entonces ella aprieta los dientes y cierra los ojos, trata de olvidar el tiempo, y sigue callando.


Commentaires

sole a dit…
Me vi en este post.
Qué claro todo, qué bien explicado.

Posts les plus consultés de ce blog

Los 10 mejores piropos de mi vida

Bye bye Wai Kitai

El arte de mi alma (la previa)